Ir a Inicio
INICIO BLOG AK

COMO LIMPIAR MI SOFÁ DE TELA

AUTOR: AKSOFAKAMA

COMO LIMPIAR MI SOFÁ DE TELA

foto1

Reconocemos que esta pregunta se te habrá pasado por la cabeza en más de una ocasión. En la mayoría de los casos pensamos que nuestro sofá tiene un radar camuflado, que gracias a él se lleva todas las manchas. Y día a día te acuerdas de lo bonito que estaba, en la tienda.

No te preocupes, hoy compartiremos con vosotros algún truco para compensar el día a día y que en algún caso parezca nuevo.

La mayoría de los sofás actuales tienen partes desenfundables como son: los asientos, respaldos y en algún caso la estructura de forma parcial. En estos casos los cuidados básicos que recomendamos es (según el tipo de tejido) meterlo en la lavadora con un programa corto, detergente neutro y no exponer las fundas directamente al sol.

Como mantenimiento, te recomendamos que pases la aspiradora una vez al mes, de este modo, el polvo no se acumula en el sofá y evitas que se incruste en cada fibra del tejido. Si la tapicería es delicada, deberás poner el cabezal apropiado para telas y así no dañarla.

Mantenimiento de los sofás de tela

Para mantener la limpieza en tejidos, recomendamos los cuidados básicos que detallábamos anteriormente. Importante el uso de aspiradora para que el polvo no se incruste y que el roce diario no sea visible.

En caso de tener una mancha superficial, se pueden reducir y limpiar con un trapo húmedo sin color para que no destiñe en la tapicería sobre todo en los casos en los que el sofá es de color claro. En este caso tenemos que tener especial precaución con las tapicerías que tengan un alto porcentaje de su composición en algodón que pueden perder el color ante la humedad.

Otra opción para la limpiar sofás, siempre que lo permitan, es tratándolo con vaporetta, pero siempre con programas cortos para no dañar la tapicería con temperaturas elevadas.

foto1

Limpieza de manchas en sofás de tela

En caso de que se derrame alguna sustancia sobre el sofá, lo primero que hay que hacer es quitar con un paño seco retirando los restos superficiales. En caso de que persistan restos repetiremos la acción presionado suavemente pero sin arrastrar los restos.

Si es grasa, recomendamos que pongamos sobre la mancha sal que es un elemento que absorbe rápidamente y que terminará de quitar los restos de la mancha.

Una vez absorbida la primera parte de la mancha, tenemos que tratar la mancha. ¿Cómo hacerlo? Lo ideal es aplicar espuma seca apta para tapicerías, en caso de no tener no hay problema. Como solución alternativa, podemos probar con muy poco detergente y un trapo húmedo. La forma más óptima para arrastrar todo es, realizando movimientos circulares sobre la mancha, y evitar ante todo frotar. En caso de que sea la primera vez que aplicáis un producto en el sofá, haced una prueba en una parte no visible o mejor, si tenéis un cojín de adorno con el mismo tapizado.

SUBIR VOLVER ATRÁS